Prestamos personales o créditos rápidos

Los prestamos personales como solucion:

Los medios de comunicación,ya sean televisión, radio o prensa, incluso en Internet, se anuncia ofertas de préstamos personales bajo el lema de créditos rápidos, unos créditos que ofrecen algunas entidades financieras que tienen la peculiaridad de poderse contratar a través de teléfono o Internet y te ingresan el dinero en 24 o 48 horas. A cambio las cuotas a devolver suelen parecer razonables y solo necesitas presentar el DNI y  una copia de tu nómina, incluso algunas no les importa que estés en algún registro de “morosos” por no haber pagado un préstamo anterior o tener letras pendientes de algunos productos de consumo.¿pero que ocultan estos prestamos?

Lo cierto es que es una estrategia puramente de marketing, su idea consiste en aparecer de forma muy atractiva delante de personas que están pasando un grave apuro económico,teniendo que hacer frente a un fuerte gasto inesperado que no pueden cubrir o a personas acosadas por deudas de otros prestamos o de su tarjeta de crédito, así se nos presenta como una solución a nuestro apuro económico.

En estos casos es muy difícil que una entidad bancaria tradicional nos ofrezca algún tipo de solución, pues seguramente el saldo y el historial crediticio de la persona no ofrece ninguna garantía de poder recuperar su inversión, algo que estas agencias aprovechar pareciendo la solución.

Ahora bien, corremos el riesgo de aumentar aun mas el sobre endeudamiento y hacer frente a un pago inmediato, pero meternos en un grave problema a posteriori para pagar las cuotas.

¿Como actuar en caso de apuro?

Este tipo de créditos rápidos han de ser siempre la ultima opción, es recomendable que recurra a varias entidades bancarias que le puedan ofrecer prestamos tradicionales, tenga en cuenta que por realizarle un presupuesto no le cobraran comisión y que la entidad bancaria esta obligada por ley a mantener la oferta que le haga por 10 días, tiempo que podrá emplear para buscar en otros bancos/o cajas.

Las agencias de créditos rápidos juegan con la idea de que usted pagará una cuota menor cada mes, pero tenga en cuenta que este tipo de prestamos se suelen pagar en un plazo de tiempo mayor, por lo que finalmente el importe que habrá usted pagado será mucho mayor.

Pero lo peor son los intereses de estos prestamos. estas entidades ofrecen  prestamos de alto riesgo, con altas posibilidades de tener que litigar para recuperar su inversión en muchos de los casos, excusa la cual les sirve para poner un interés TAE de hasta un 20% mientras que un préstamo personal tradicional esta entre el 6 y el 9%

Qué hay que saber?

Los créditos rápidos deben ser la última opción, ya que los tipos de interés anual y los gastos re percutidos al cliente son mucho más caros que los préstamos tradicionales concedidos por bancos y/o cajas de ahorros.

Es suficiente comparar la TAE (Tasa Anual Equivalente) de los diferentes productos existentes en el mercado para saber cuál resulta más costoso en global. Hoy en día, los créditos rápidos pueden tener una TAE de más del 20% y los préstamos tradicionales pueden situarse entre un 6% y un 9%.

Valore al completo las posibilidades de devolver las cuotas de este nuevo préstamo e intente agotar las otras vías posibles de obtener algún dinero prestado y si se ve obligado a acudir  a estas agencias, no se deje llevar por la publicidad y compare varias ofertas para ver cual es la que mas le conviene económicamente. Y ojo, por que le intentaran seducir con bajas cuotas mensuales, pero tenga en cuenta factores como el porcentaje de interés, las comisiones,tiempo de devolución, si tiene periodos de carestía(algún mes que puede usted no pagar en caso de apuro) ,que avales le pueden llegar a pedir,etc.